By ASOCEM
Posted: Updated:
0 Comments

Fátima Rodríguez/ 

¿Te has imaginado lo que sería vivir en un mundo monótono, en un mundo en escala de grises y sin ninguna gota de color?
O ¿te has imaginado vivir en un mundo donde todos pensáramos igual, donde todos creyéramos y defendiéramos los mismos ideales? Sería aburrido, tedioso y muy poco interesante ¿no crees?
Viéndolo desde ese punto de vista, menos mal que vivimos en un mundo lleno de diversidad ¿no?

Lamentablemente, vivimos en un mundo donde no solo no tenemos coherencia entre lo que decimos y lo que pensamos, si no también, vivimos en un mundo con doble moral; nuestra sociedad está llena de diversidad, étnica, social, religiosa, cultural, de sexualidad y de pensamiento. Y eso al final es lo que termina haciendo nuestros días interesantes ¿cierto?. Pero como si estuviésemos programados, al solo escuchar la palabra DIVERSIDAD, automáticamente nos exaltamos y ponemos el grito en el cielo; pareciera que ser y pensar diferente es un pecado mortal y todo el peso de una cultura “conservadora” nos debe caer.

Pero para el bien de aquellos que nos gusta el color y no lo monocromático, han existido, existen y existirán muchos pintores de diversidad y arcoíris en la sociedad. Gracias a las investigaciones del psiquiatra Robert Spitzer, en 1973, la Asociación Americana de Psiquiatría dejó de considerar la homosexualidad como una desviación sexual en su Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales. En 1990 la Organización Mundial de la Salud eliminó la homosexualidad de la clasificación estadística internacional de enfermedades y otros problemas de salud.

Y no solo en diversidad sexual hay pintores de colores, por ejemplo hablando de equidad de género y teniendo tan próximo el día de la mujer podemos mencionar algunos hechos de importancia. En 1903 Marie Curie se convierte en la primera mujer en ganar el Premio Nobel de física junto a su marido, Pierre, y Henri Becquerel, por el descubrimiento de la radiactividad. En 1911, repitió galardón, esta vez en solitario y en la categoría de Química, por haber aislado el radio. Fue la primera mujer en ganar el Premio Nobel y es aún la única mujer en la historia que lo ha logrado en dos categorías diferentes. Y en 1908, las huelgas de mujeres del sector textil, y sus muertes, terminan dando lugar al Día Internacional de la mujer, a comienzos del siglo XX. Este sector fue el más combativo,  desde 1857, cuando miles de mujeres salieron a la calle para protestar por sus condiciones laborales (sueldos bajos, jornadas de 12 horas y acoso sexual en el trabajo). Estas historias representan el combate a los enemigos de la diversidad: la discriminación, el rechazo y la injusticia.

El mundo ese, todo gris y monótono que planteé al principio de este escrito, está claro que no existe, pero hay algo que sí existe; un mundo donde ser distinto y no identificarse con esos estándares mayoritarios que dicta la sociedad es sinónimo de discriminación, rechazo, burlas y repudio. Un mundo en donde el ser diferente, en donde elegir amar, pensar y expresarnos a nuestra manera; nos quita valor como personas, un mundo en donde esos pequeños detalles tienen más importancia que nuestros valores y calidad moral.

¿Te imaginas que duro es, tener que ocultar quién eres y no poder ser tú mismo? Por el simple hecho de no ser rechazado por los demás, por no ser víctima de discriminación o burlas. Por el simple hecho de querer encajar.

“La plaga de la humanidad es el miedo y el rechazo de la diversidad: el monoteísmo, la monarquía, la monogamia. La creencia de que sólo hay una manera correcta de vivir, sólo una forma de regular el derecho religioso, político, sexual, es la causa fundamental de la mayor amenaza para el ser humano: los miembros de su propia especie, empeñados en asegurar su salvación, seguridad y cordura.”Thomas Szasz

About the Author
Related Posts

De a poco el año va llegando a su final, y con él, otra serie de columnas y oportunidades para...

Se acaba el 2018, lo que muchos ven como capítulos, páginas u otras metáforas para representar un...

Hace poco tuve la oportunidad de presenciar el discurso de Mario Vargas Llosa respecto a la...

Leave a Reply