By Rincón Literario
Posted: Updated:
0 Comments

Latente en mis sueños estás,

aferrado a mí como un deseo.

Si tuviese alas, volaría y

te diría: “encontrémonos en la cima”,

para que descubrieses

el cielo que te he regalado.

Por el resto de los días,

el cielo sería tuyo.

 

Ahora solo ansío a tu lado estar,

deleitándome con soñar.

Related Posts

Autor: Jeanny Chapeta Algo metálico cae rebotando ruidosamente en el piso y me despierta… Con lo...

La búsqueda de la tranquilidad y alejarnos de nuestra rutina y los problemas que nos agobian, nos...

Tarde o temprano llega el momento en que nuestras velas deben zarpar a otros horizontes. Sabíamos...

Leave a Reply