En mi columna pasada, intenté explicar cómo Estados Unidos y China han buscado tener presencia en Afganistán para sentar su hegemonía a nivel regional y global. En esta columna quiero hablar sobre el pacto nuclear de 2015 entre Irán, Estados Unidos, Rusia, China, Francia, Reino Unido, Alemania y el resto de la Unión...

La retoma del poder de la mayor parte del territorio de Afganistán, a manos de los talibanes, ha sido el foco de las noticias internacionales en la última semana. Pero, ¿por qué? No es porque a la Unión Europea le preocupe las constantes violaciones a los derechos humanos, no es porque China quiere la paz en el mundo...