Estrella3

Brújula/

Todo inicio de año parece tener ese brillo de que este año sí, las cosas van a ser diferentes. Dicen que las personas renuevan resoluciones, metas, logros por alcanzar. El universo pareciera tener ciclos a los que el ser humano nombra con años nuevos y celebra con fuegos artificiales.  El momento de ver hacia atrás en el camino recorrido, sumar a la mochila lo aprendido, tomar aire nuevo y continuar por la vereda de la vida aparece cada enero de cada año, por los siglos de los siglos.

Para los guatemaltecos, el 2016 parece ser diferente. Un nuevo gobernante llega a Casa Presidencial a intentar mejorar las condiciones de los guatemaltecos durante un largo periodo de cuatro años y los ciudadanos no están dispuestos a tomar la filosofía laissez faire, laissez passer, dejar hacer, dejar pasar con este nuevo gobierno.  Menos aún después de que el 2015 dejó uno de los mejores logros del país en muchos años: lograr la renuncia y llevar a juicio a las máximas autoridades del país por casos de corrupción.  Muchos ojos estarán puestos en el nuevo presidente y su gabinete de gobierno; para ellos, este año parece que no será un trabajo fácil y sencillo.

Sin embargo, enero no siempre nos regala situaciones y oportunidades nuevas.

Pareciera incluso que a muchas personas, lo  nuevo no agrada ni gusta, y es mejor continuar con viejas prácticas que atreverse a cambiar.  La destitución el año pasado del presidente y la vicepresidenta del país fue sin duda, un hecho memorable, pero ¿cuántos funcionarios públicos corruptos aplaudieron públicamente el hecho, se escondieron y sintieron miedo aunque no lo mostraron, pero continuaron – y continúan- en sus puestos como si nada hubiera pasado, como si nos quisieran ver la cara de que aquí ya todo cambió?  ¿Cuántos militares retirados sí quieren algo nuevo, pero que sea en forma de medalla y Orden del Quetzal, queriendo hacer creer que todo tiempo pasado fue mejor?  ¿Cuántas empresas mineras están dispuestas a pasar por alto la ley, a costa de lograr continuar con sus trabajos contaminantes y onerosos?

Apostarle a lo nuevo implica, avanzar para mejorar. Si en nuestro país es necesario recordar el pasado, no para glorificarlo sino para que se haga justicia, hay que hacerlo, a pesar que duela. La reciente captura de 18 militares, entre ellos Manuel Antonio Callejas y Callejas y Benedicto Lucas García, son una muestra que los eneros pueden traer al país búsqueda de justicia, por un pasado que dejó miles de vidas perdidas, así como otras miles que aún lloran a sus familiares asesinados por el Ejército y la guerrilla.  Puede traer justicia para unos y desbaratar la estrategia de seguridad de otros, como lo es el caso de Jimmy Morales a quien estas capturas parecen afectarle más de lo que se cree.

El cierre temporal de la mina Progreso Derivada II en San Pedro Ayampuc, área conocida como la Puya, también muestra avances en temas de justicia, pero al mismo tiempo refleja cómo las redes de poder creen poder hacer caso omiso a la ley; muestra de ello es la entrada de camiones a la mina entre el 6 y 7 de enero, a pesar de no tenerlo permitido.

¿Es enero entonces, el mes de las nuevas resoluciones y el 2016 el año de los cambios?

A decir verdad, pareciera que una cosa nada tiene que ver con la otra. A pesar de los nuevos ciclos y energías, el poder sin medida y la corrupción continúan presentes en las estructuras del país, y las personas y personajes que intentan mantenerlo igual, seguirán trabajando para ello. Sin embargo, sí existen varias chispas de esperanza este nuevo año. Una de ellas es la ciudadanía alerta y muchos guatemaltecos que están dispuestos a estar al tanto, trabajar y exigir una mejor Guatemala.  La Puya continuará resistiendo, el juicio contra Ríos Montt inicia pronto y muchos estarán presentes, y la captura de los militares hará reestructurar al nuevo presidente su gabinete y estrategias de seguridad, con muchos ciudadanos que le harán ver que no gobernará solo y a su antojo.  A pesar de todo, es probable que el 2016 sí sea un año bueno y diferente.

Imagen

Compartir

Otros artículos de interés