José Andrés Franco / Opinión / Una afirmación muy explícita y contundente. Pareciera que al leerla sin los signos de interrogación no existe ninguna duda de que el Estado ha muerto, y al parecer no hay posibilidades de revivirlo. A pesar que murió de una forma tan trágica y dramática, no fuimos avisados de su...