/Por: Yanete Ricardo A mis tres grandes amores con los que disfruto la vida los regalos más hermosos que una hermana puede dar.   La primera como mi hija es la consentida por quien lucho cada día quiero verla cumplir sus sueños y ayudarla en lo que sea.   El segundo mi gran amor el que me acompaña a donde voy mi...

Roberto Nájera/ Y ahí estaba yo, un hombre tan común y tan corriente que solo había heredado el nombre de mi padre y el apellido de mi abuelo. Parecía que este mundo no necesitara más héroes, que debía seguir el orden de la vida, nacer, crecer, intentar vivir y posteriormente morir, únicamente mi misión sería...