By Rincón Literario
Posted: Updated:
0 Comments

/Andy Doxel

Hay un lugar, sobre el cerro, en el que al andar por sus calles empedradas perdí el aliento y el corazón.

Me dejé llevar por su encanto; iluso al creer en su belleza eterna.

Ahora veo ese lugar que, por muy cerca que esté, más me hace caminar.

Sin aliento, sin corazón,

¿Cómo puedo seguirlo recorriendo si me arrebató el deseo, el amor?

Related Posts

Por: María Rosa Reyes Hoy los llevaremos a un viaje, un día en las cocinas de familias rurales del...

Sé que hay temas más importantes que este, pero creo necesario abordar algo que en las últimas...

Por ASOCEM La desnutrición infantil en Guatemala, es una problemática que aqueja a uno de cada dos...

Leave a Reply